>  >  > 
Road trip en Australia

Desde Perth hasta Exmouth, la carretera Indian Ocean Drive se extiende a lo largo de más de 2800 kilómetros y te garantiza un road trip inolvidable por la costa occidental australiana, donde las tierras rojas, áridas y despobladas del Outback dan paso a las olas de color azul índigo del océano Índico. Descubrirás un mundo totalmente diferente a lo largo de una ruta espectacular en la que ante tus ojos desfilarán playas de arena blanca, arrecifes de coral, pueblos de pescadores y parques nacionales con terrenos accidentados. Si deseas viajar en completa autonomía, nada mejor que alquilar un coche, una furgoneta o un 4×4 para descubrir las riquezas de la fauna y la flora del maravilloso litoral australiano.

Pero asegúrate de respetar la normativa de las carreteras australianas. Debes tener al menos 21 años, estar en posesión de un permiso internacional de conducción (gratuito, con una validez de 3 años y renovable), no exceder el límite de velocidad (50 km/h en ciudad y 110 km/h en carreteras y autopistas) y comprobar el estado de la red de carreteras, que varía según la época año, en función de la meteorología. ¡Y, sobre todo, no olvides que en Australia se conduce por la izquierda! Un hábito que será mucho más fácil de adquirir si optas por alquilar un coche automático…

En coche desde Perth hasta el desierto de los Pináculos

pinnacles

 

Tras los 250 kilómetros y las dos horas de trayecto que separan Perth de Darwin, quedarás absorto ante el desierto de los Pináculos, la primera etapa de tu periplo por las carreteras de Australia Occidental. Un camino especialmente concebido para ser recorrido en coche atraviesa este impresionante paisaje, tan increíble como diferente, en el que estalagmitas rocosas de todos los tamaños y formas surgen de entre las dunas de arena color ocre y apuntan al cielo con sus afiladas puntas de piedra caliza.

Kalbarri, una parada que merece la pena

kalbarri

Emprende la carretera hacia el norte para recorrer los cerca de 400 kilómetros de distancia que separan los Pináculos del parque natural de Kalbarri. Con los arbustos como único horizonte, tendrás la sensación de conducir en medio de la nada durante horas. Ten cuidado de no saltarte la bifurcación hacia el oeste tras pasar por Geraldton, la “gran” ciudad en la región, en la que podrás repostar. El parque nacional de Kalbarri te espera no muy lejos de allí, atravesado por el río Murchison. Hay un único tramo de carretera asfaltada que cruza esta inmensa meseta que se extiende hasta el mar, ofreciendo un magnífico panorama de abruptos acantilados, pero la Ventana natural (Nature’s Window) es accesible exclusivamente a pie, por lo que tendrás que aparcar el coche o dar un rodeo enorme para admirar esta famosa roca agujereada, el buque insignia del parque.

Próximos destinos: Monkey Mia y Shark Bay

shark_bay

Continúa tu ruta por la costa recorriendo 300 kilómetros dirección norte. Hay límites de velocidad y algunas carreteras son transitables únicamente por vehículos con tracción en las cuatro ruedas, por lo que es preferible alquilar una furgoneta a un coche más pequeño y rápido para recorrer las carreteras de tierra. Shark Bay es una bahía paradisíaca conocida por la diversidad y la riqueza de su fauna marina: tiburones, delfines, ballenas jorobadas, mantarrayas y numerosas aves marinas, entre otros muchos animales. Por no mencionar que recorriendo los acantilados de la carretera principal, que sobrevuela la bahía, disfrutarás de unas vistas excepcionales del fondo marino, ya que el agua es literalmente transparente.

Tras hacer una pequeña parada en Shell Beach, una playa completamente cubierta de conchas, cuando te desvíes de la carretera principal hacia el camino de tierra que conduce a Eagle Bluff, ten cuidado con los canguros, es posible que aparezcan repentinamente delante de tu vehículo.

Incluye en tu hoja de ruta el Dolphin Show de Monkey Mia a la hora en la que los rangers y los voluntarios acuden a alimentar a los tiburones, además organizan un sorteo para que los turistas también participen.

Rumbo a Coral Bay

coral_bay

Emprende la carretera en dirección a la magnífica playa de Coral Bay, un pequeño pueblo turístico costero en el que habitan unos cien habitantes y que se encuentra a alrededor de 1200 km al norte de Perth y a 120 kilómetros al sur de Exmouth. Es ideal para los amantes del submarinismo. Si sueñas con ver de cerca a los tiburones ballena, toma la pequeña carretera que conduce a Paradise Beach, donde podrás interrumpir tu road trip para experimentar una inolvidable escapada náutica. Si prefiere mantener los pies en la tierra y las manos en el volante, se organizan numerosos safaris en 4×4 desde Coral Bay para ir al encuentro de los canguros, los emús o las tortugas que habitan en los parques vecinos.

Exmouth, destino final de tu road trip por el oeste australiano.

perth

Después de 200 kilómetros de carretera a lo largo de la costa oeste de Australia, llegarás al final de tu viaje al penetrar en el corazón del parque de Ningaloo Reef, donde se encuentra Exmouth, una pequeña ciudad turística que es además el punto de partida ideal para llegar al Cape Range National Park, ubicado a unos 40 km, una visita imprescindible. Tanto si accedes por la carretera asfaltada del norte como si lo haces por una de las carreteras adaptadas para 4×4, conduce sin prisas, en primer lugar, para observar de cerca a los canguros que se cruzan constantemente y en segundo lugar, para admirar el gran contraste que ofrece el paisaje, entre acantilados, arrecifes de coral y las aguas color turquesa que bañan las playas de arena fina.

Para concluir tu viaje con estilo y relajarte tras largos días conduciendo bajo un sol abrasador, vuelve a la carretera por última vez para bucear en Ningaloo Reef, el lugar perfecto para disfrutar de los fondos marinos y de la barrera de coral de la costa occidental, que aunque es menos conocida que su vecina oriental, no tiene absolutamente nada que envidiarle.

Comments

comments

Comparta el artículo