>  >  > 
Drive to: castillos del Loira

El valle del Loira es un lugar único donde se encuentran abundantes castillos del estilo de los de los cuentos de hadas y magníficas vistas sobre el río Loira, y por supuesto, excelente comida en cada parada de su viaje. Si nunca ha estado en este lugar mágico, póngalo el siguiente en su lista de viajes a hacer en Francia. Cuando recoge su vehículo de alquiler en París, está preparado para empezar una aventura atrás en el tiempo, en el Renacimiento, ¡a solo 2 horas!

Castillo de Chambord

Chambord_ThinkstockPhotos-493540712

Empiece su aventura en el castillo de Chambord. Esta estructura y sus terrenos están a menos de dos horas de París al oeste y ligeramente al sur. Hay un río real y bosques en la propiedad, ciervos y jabalíes han sido vistos pastando. Este es el inicio del valle del Loira y su sitio Patrimonio de la Humanidad de la Unesco. Es considerado como el mayor y más bonito de los castillos renacentistas franceses.

Francisco I, rey de Francia, construyó el castillo de Chambord como un alojamiento de caza para la nobleza. El monumento, escasamente amueblado ofrece una visión de la escala de los edificios reales y los jardines son un lugar maravilloso para dar un paseo.
Si sube por la escalera de Leonardo, puede ver las partes de arriba de las torretas y la extensión de los campos debajo. Fíjese en la escalera de Doble Hélice. Es parte del motivo por el que muchos piensan que el castillo fu inspirado, y tal vez diseñado, por el mismo gran maestro Leonardo de Vinci. Aunque nunca lo sabremos con certeza, podemos disfrutar de los apartamentos privados de la realeza, de visitas guiadas, presentaciones de películas y más en el castillo de Chambord.

Después de haber hecho este magnífico tour, si tiene hambre o está cansado, hay opciones para comer y hoteles cercanos. Por ejemplo, La Maison d’à côté o el Hotel-Restaurant du Grand Saint-Michel, ambos ofrecen excelente comida y alojamiento para que esté confortable hasta la mañana cuando comience la siguiente parte de su viajes y conduzca a lo largo de maravillosas carreteras del valle del Loira hasta el castillo real de Amboise.

El castillo real de Amboise

Amboise_ThinkstockPhotos-502785347

A finales del siglo quince y a principios del siglo dieciséis hubo muchos reyes y nobles de la Corte de Valois que vivieron en el castillo que tomó su nombre de la ciudad cercana. El rey Carlos VIII nació en Amboise y el rey Francisco I pasó mucho tiempo de su juventud allí.

El castillo real de Amboise es también el lugar de sepultura de Leonardo da Vinci. Hoy puede explorar la increíble colección de muebles góticos y renacentistas del interior del castillo y tal vez la silla en la que se sentó el emperador Carlos V, el rey Luis XIV, Felipe V, el emperador Napoleón II y ¡tal vez más!

El castillo de Amboise rezuma la sofisticación de Francia bajo la influencia artística italiana. Por ejemplo, la capilla de Saint-Hubert y los jardines Mediterráneos muy cerca de la capilla desde la que puede tener una vista panorámica del valle del Loira. Asegúrese de comprobar las visitas guiadas y las visitas individuales y estar atento a los momentos del año en los que hay eventos públicos.
Cerca de Castillo de Amboise hay restaurantes y alojamientos. La Breche ofrece cocina local así como degustación de vinos o el mercado del domingo de Amboise donde puede comprar prácticamente cualquier clase de comida y bebida que se le antoje.
Antes de dejar Amboise, no olvide visitar Clos Luce – El parque Leonardo da Vinci cuyo museo está dedicado a las invenciones de Leonardo da Vinci. ¡Este lugar fue su última residencia!

Castillo Chenonceau

Chenonceau_ThinkstockPhotos-458121859

A menos de una hora en coche desde Amboise, la antigua residencia real castillo de Chenonceau es uno de los castillos más visitados en Francia, ciertamente por su impresionante arquitectura y por la sensación única y mágica que inspira. Mujeres como Diana de Poitiers y Catherine de Medici tuvieron su papel para asegurarse que fuera un lugar opulento y acogedor para estar y un tesoro para visitar. El castillo fue construido sobre el río en 1513 por Katherine Briconnet. Hay una sensación distinta en el castillo – ha sido guardado cuidadosamente contra conflictos, guerra y revolución para permanecer intacto hoy.
El castillo está abierto a lo largo de todo el año y tiene jardines, zonas para diversos animales y plantas, un restaurante e incluso una granja del siglo dieciséis y un laberinto. El castillo está inspirado en el Renacimiento italiano y ofrece horas y horas de visitas guiadas, monitores interactivos, actividades para todas las edades, compras y más.

Ya que está en la zona de Chenonceau, ¿por qué no aprovechar la oportunidad para estar en un hotel o en un bed and breakfast in el maravilloso marco del valle del Loira? Encontrará numerosas rutas de comida local y vino en un corto trayecto en coche y atracciones locales que incluyen piragüismo, paseos en globo o encantadores paseos por el río.

Comments

comments

Comparta el artículo